POEMAS DEL CAMARADA ARTEMIO.

   Poema:                            “EL GIRASOL”

                        Soñé el clima de exasperación:
                        las grises pesadillas tormentosas,
irrumpiendo los fantasmas de siempre;
el asalto de un felino en acción.
Las imágenes pasaban ininterrumpidas
y en esa encrucijada se batían;
morían en la incertidumbre vaga
todas las tragedias que me oprimían.
Esa bárbara acechanza soñaba,
cual rayo fantasmal aparecía;
en pos de asalto asomaba la noche
con sus zarpas desde el umbral.
Se oyeron maullidos en las negras celdas:
por los corredores fríos intestinos,
en el jardín misterioso de aquel presidio,
estremeciose el verano girasol.
Fue un quinquenio sin jardín ni flor:
donde un ido gatuno ronroneo olfateando
el aroma de ese árbol soñador,
meneando su cola como las hojas al vaivén.
Antes que el tiempo muera en mis brazos:
vivo un nuevo episodio entre lienzos,
y me invita un viaje a la reflexión.
Frente al refulgente Girasol que habita,
orbita un gato maullador;
y contempla su belleza en la estación.


25/4/2017   
    
José Flores Hala

Nota: Escrito en Establecimiento Penal Ancón I.
En referencia al árbol del Girasol en el jardín del presidio militar de la Marina, y al gato que rondaba ronroneando en el E.P. Ancón I. Después de 5 años, pude ver una flor y un gato.




Poema: 

   
   “EL ECLIPSE Y LA NIÑA ROSA”

El cielo aterido tornose tempestuoso:
ensombrecido retumbó el valle,
arrasada gritaba la calle,
depredado yacía el campo luminoso.
Era tan grande la desdicha:
de los dignos pobres labradores,
organizadores de destinos,
cultivadores de hondas pasiones.
He ahí, las playas cubríanse eclipsadas:
la tristeza deshojada en los pedregales,
de raíces las palmeras arrancadas,
enterradas, enmudecen los arenales.
Desfallecían los alegres platanales:
cacaotales y cocales sucumbieron,
todos vieron cómo desaparecieron
entre crueles vientos abominables.
Se oyó solo el murmullo del río:
ensimismada se agitaba la montaña,
devastada deliraba el río Anda
y demanda le devuelvan los vecinos.
Sentada a tus orillas rompo en llanto.
En tanto me pregunto tanto:
porqué el eclipse enclaustró mi libertad,
y quién nos devolverá la eclipsada vida,
quién resarcirá mi niñez perdida.
Encendida Rosa: retoma tu libertad.

31 / 4 / 2017  
  
José Flores Hala

Nota: Escrito en el E.P.Ancón I
En referencia al operativo “ECLIPSE-2010”. Siniestro operativo psicosocial que encarceló a más de 150 personas inocentes del valle del Huallaga y otros lugares del país.




Previous
Next Post »